Vidunder: Raíz hard (+ entrevista)

Martin Prim (voz y guitarra), Jens Rasmussen (batería) y Linus Larsson (bajo), pulcros en el Sentinel (foto: Unai Endemaño).

Martin Prim (voz y guitarra), Jens Rasmussen (batería) y Linus Larsson (bajo), pulcros en el Sentinel (foto: Unai Endemaño).

Sábado 21 de diciembre, Erandio, Bar Sentinel, 21 h, 10 .

Los suecos Vidunder (esta es su web) cerraron su gira ibérica (España y Portugal) en Euskadi: el viernes tocaron en el Hell Dorado de Vitoria y el sábado en el lleno Sentinel Rock Club de Erandio, donde la peña en general respetó la ley antitabaco. Teloneados por los barceloneses Twin Wolf, los tres escandinavos melenudos, juveniles y pulcros (camisa verde de amebas a lo PInk Floyd el cantante, camisa vaquera normal el baterista, camiseta con el logo de los teloneros que cambiaba guapamente de color con los focos el bajista) recrearon una suerte de proto hard rock de herencia británica con mucha onda psicodélica y enraizado en el sonido de finales de los 60.

‘Vidunder’ (Crusher, 13).

‘Vidunder’ (Crusher, 13).

Vindunder, comparados con sus paisanos de moda Graveyard (pero eso es como comparar a Dios con un gitano, observó un profesional), superaron lo propuesto por su debut homónimo en un bolo homogéneo de 56 minutos para unos 13 temas donde se sintieron el espíritu de Free (‘Summoning The Not Living’, el cuarto y mejor tema de la cita), la reverberación dilatada de Hawkwind, la lisergia vocal de los Ten Years After hippies, cierta niebla stoner, blues con trazas de Black Sabbath, Led Zeppelin y Jimi Hendrix (el flotante ‘Trees’), la actitud de Steppenwolf, el garaje de Blue Öyster Cult y una versión del ‘The Interpreter’ de Rocky Erickson (la composición más redondeada del lote), o sea que ya veis qué clásicos.

OSCAR CUBILLO

Jens Rasmussen (batería), Linus Larsson (bajo) y Martin Prim (voz y guitarra).

Jens Rasmussen (batería), Linus Larsson (bajo) y Martin Prim (voz y guitarra).

+++ ENTREVISTA +++

«Escribimos sobre los poderes de la naturaleza, los espíritus malignos y los amores perdidos»

Vidunder hacen rock lisérgico, sus valedores los comparan con Graveyard,

y antes de su gira ibérica nos prometieron «un show sudoroso, heavy y roquero». Cumplieron su palabra

Los suecos Martin Prim (voz y guitarra), Linus Larsson (bajo) y Jens Rasmussen (batería) integran un power-trio tan bien conjuntado que nos responden en comandita. Ubica Jens: «Ahora mismo estamos en algún lugar de la frontera del País Vasco, en alguna parada de camiones, llenando nuestros estómagos con anodina comida de camioneros. De momento estamos viviendo básicamente en la furgoneta.». Llegan de Malmö y continúa Jens: «Somos de Malmö, una ciudad ventosa del sur de Suecia. Ensayamos en una vieja farmacia, en una pequeña habitación que se utilizaba para testar nuevas medicinas para la gente loca».

Hum… lo ponen a tiro y no nos cortamos: ¿Soléis tomar drogas? Como tocáis una música tan propicia a su consumo… Martin, el líder, se erige como portavoz: «No, las únicas drogas a las que somos adictos son la música y el amor. En nuestro caso los narcóticos no forman parte de la ejecución o la composición de este estilo. Se trata más bien de hacer volar tu mente con el tempo psicodélico de la música». En España es fácil conseguir drogas y en Suecia te pueden arrestar si te pillan con un trocito de hachís, ¿no, Martin? « Sí, eso es cierto. Es ilegal y si te pillan es chungo. Aunque son bastante comunes las drogas, la gente de ahí no es tan abierta con este asunto».

Cartel de su gira ibérica invernal.

Cartel de su gira ibérica invernal.

Nos interesamos por cómo pasan los sábados y lo comparte Jens: «Habitualmente vamos a algún bar underground para chequear a las bandas que nos gustan. Eso si no estamos tocando nosotros, por supuesto. Hay un montón de bares alternativos guays en Malmo». El bajista, Linus, asegura sobre sus bolos de esta gira española que cierran en Vitoria y Erandio: «Van a ser intensos, te lo puedo asegurar. Estamos aquí para tocar nuestra música y vamos a ir a por todas. Prometemos un show sudoroso, heavy y roquero, eso fijo».

Esta es su primera gira española, aunque Jens ya ha venido de turista: «¡Estuve en Barcelona una vez! ¡Engordé unas cuantas libras por toda esa maldita buena comida y la cerveza barata! Me gusta mucho España cuando se trata de asuntos culturales y de naturaleza». Y apostilla Martin: «En realidad esta es la primera vez que estoy. Hacía tiempo que deseaba venir, y por fin estoy aquí. No esperaba que vendría en una gira, je, je. Me gusta mucho el paisaje. De verdad la naturaleza es muy agradable por aquí».

Aunque andarán danzando diez días por la piel de toro para dar siete bolos (diez contando los lusos), Vidunder no son profesionales del rollo. Informa Jens: «Nos entregamos duramente, pero es muy difícil ganarse la vida con esto. Además soy dibujante de cómics, lo cual también está muy difícil en estos días. Yo me gano el pan en una institución de música, donde hago un montón de cosas diferentes. Y es más o menos igual para los demás chicos . Linus curra y estudia, y Martin está en el paro actualmente y compone música. O sea que se puede decir que Martin es el único que se gana la vida con ella».

Vidunder funcionan desde 2011 y han editado un disco homónimo. Les influye la psicodelia y el prog-rock (citan a Pink Floyd, 13th Floor Elevators, Soft Machine…) y no hacen ascos al hard rock setentero o anterior. Les planteamos si podrían describir su estilo, si tocan hard rock con una onda lisérgica o si es rock de garaje o qué, y el participativo Jens se atreve: «La propia pregunta dice bastante. Tocamos una especie de hard rock blusero con elementos de garaje e influido por los años 60 y 70. ¡Cuando la música psicodélica y el rock estaban en su apogeo! También nos gusta mezclarlo un poco con la música folk sueca, ya que la sentimos como algo natural para nosotros».

Y su disco homónimo, editado por Crusher, es descrito así por Linus: «Es una especie de álbum de rock clásico con una mezcla entre los ambientes del rock duro y los momentos folkies más suaves, y a veces con cachos casi de jazz. Las melodías son parte importante en nuestra música, además del cómo el ambiente y los sonidos van de la mano con las letras. Escribimos canciones sobre los poderes de la naturaleza, los espíritus malignos y los amores perdidos. Y sobre lo que pensamos que está mal en este mundo y cómo nos imaginamos que va a cambiar, ya sea por la fuerza del pueblo o por una amenaza underground…».

ÓSCAR CUBILLO

Los suecos ecologistas generaron algún tornado (foto: Unai Endemaño).

Los suecos ecologistas generaron algún tornado (foto: Unai Endemaño).

Anuncios
Comments
One Response to “Vidunder: Raíz hard (+ entrevista)”
Trackbacks
Check out what others are saying...


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: