U.D.O. + Primal Fear: Heavy Metal Germano (+ entrevista)

U.D.O., con su pequeño comandante en jefe señalando a la masa (foto: Unai Endemaño).

U.D.O., con su pequeño comandante en jefe señalando a la masa (foto: Unai Endemaño).

Sábado 1 de febrero, Bilbao, Santana 27, 18 h, 29,90 €.

‘Steelhammer’ (AFM, 13).

‘Steelhammer’ (AFM, 13).

Un millar de fans del metal (mayoría masculina, no pocos fumadores: regresé a casa apestando a humo) se congregaron la tarde-noche del sábado para ver el cuádruple cartel noreuropeo compuesto por Messenger, Bullet, Primar Fear y U.D.O. por 29,90 euros. La promotora, la catalana Rock N Rock, vendía a los dos últimos como cabezas de cartel, pero de tal sólo ejerció el pequeño y bravucón alemán residente en Mallorca Udo Dirkschneider, natural de Solingen, exvocalista de Accept desde 1987 y graznador de un palo marcial en la senda de Judas Priest. Graznaba sin esfuerzo, de modo natural, el comandante de U.D.O. (Udo Dirkschneider Organization) al frente de un sexteto guitarrero con dos hachas solistas exhibicionistas y melenudos, poderosa sección de ritmo (el batería no se cansó de redoblar ni de dar a los platillos), un teclista gorilón que parecía enloquecer de gozo, más el diminuto y fondón cantante de 61 años y pantalones de camuflaje, quien desapareció varias veces para recuperar resuello y dejar que los cachorros de las hachas se lucieran en extensos punteos, sobre todo en la segunda parte de su bolo de 91 minutos para 17 balazos de heavy metal tribal, durante la primera parte centrados en su último álbum, ‘Steelhammer’ (AFM, 13), destacando de éste piezas como ‘Heart Of Gold’ (algo boogie), ‘They Want War’ (esos riffs), ‘Basta ya’ (en castellano, sí) o ‘No Limits’ (americanista y marcial, lo mejor de su bolo).

U.D.O. apenas habló a la concurrencia (decía ‘muchas gracias’, preguntó a veces si estábamos bien y poco más) pero la congregación coreó los estribillos que le ponían a tiro y alzó las manos en una celebración de colegas del rock (títulos idiosincráticos tipo ‘Steelhammer’ o ‘Metal Machine’, que sonaron entre el clasicismo de Saxon, el tempo contenido de AC/DC y los atisbos de speed metal), atendió a su mentada canción en español ‘Basta ya’ (que disimuladamente leyó del suelo; aquí va el clip 15-M), y se desató por el epílogo (es que los guitarristas se habían estado alargando demasiado antes, la verdad, y el gentío se distrajo) con un par de temas speed metal (‘Go Back To Hell’ y ‘Timebomb’) previos al bis triple recuperador de Accept con los punteos de música clásica de ‘Metal Heart’, el riff AC/DC de ‘Balls To The Wall’ y el speed de su clásico ‘Fast As A Shark’.

Primal Fear, sólo el cantante y el bajista resisten en la alineación desde 1997 (foto: Unai Endemaño).

Primal Fear, sólo el cantante y el bajista resisten ininterrumpidamente en la alineación desde 1997 (foto: Unai Endemaño).

Antes actuaron Primal Fear, en quinteto con dos guitarras, sin teclados, con menos actitud que U.D.O. y con más trucos en el micrófono del fornido y rasurado vocalista, Ralf Scheepers, quien resiste de la alineación original desde su fundación en Esslingen en 1997 junto con el bajista Mat Sinner (Matías Pecador), el jefe de la banda (PD: también estuvo en Bilbao el guitarrista fundado Tom Naumann, como se explica en los comentarios). En una hora pasadita tocaron una decena de temas en vez de la quincena prometida (ver la entrevista de debajo), apelotonados en la parte delantera del tablado (estaba montado detrás el escenario de Udo), y su mejor tema fue el tercero, ‘Nuclear Fire’ (aquí un directo en Wacken en 2001), un compendio con caña speed, doble bombo empujando, coros infecciosos, punteos de las dos hachas, tapping y brazos alzados de la peña… Lo demás no estuvo a la altura y pareció una suerte de batiburrillo con intención de picar en muchos campos.

Mejores en vivo que los también power teutónicos Helloween, Primal Fear (en la entrada vendían camisetas que lucían Primal Fear- Germany, en plan las de Motörhead, England… ¿para cuándo las de Barón Rojo-Spain?) también ofrecieron alardes vocales a lo James LaBrie en Dream Theater algo menos agudos (‘One Night In December’), himnos power (‘Unbreakable Pt 2’), marcialidad con las guitarras dobladas (‘When Death Comes Knocking’, su nuevo vídeo, con la peña comunitaria y tribal puño en alto), la típica balada (‘Fighting The Darkness’), un único tema flojo y censurable (el pachanguero ‘Bad Guys Wear Black’, cuando el cantante se caló una boina que le pasó alguien) y, a modo de cierre sin bis, su emblemático ‘Metal Is Forever’ (tan metálico que cada vez que lo oigo pienso en Gigatrón).

OSCAR CUBILLO

El capo de Primal Fear, el bajista Matías Pecador (foto: Unai Endemaño).

El capo de Primal Fear, el bajista Matías Pecador (foto: Unai Endemaño).

+++ ENTREVISTA +++

*

«Power metal con pelotas y actitud»

*

La crádruple borrasca metálica que azotó el sábado Bilbao tuvo su primera gran ola de popularidad con los powermetaleros Primal Fear (esta es su web), cuya trayectoria se remonta a 1997 en la ciudad de Esslingen, Estado de Baden-Württemberg, Alemania, y que vinieron estrenando su calentísimo CD ‘Delivering The Black’ (Frontiers, 14). Su bajista Mat Sinner, o sea Matías Pecador, quien, con el vocalista Ralf Scheepers, resiste en la alineación desde su fundación en 1997, nos contaba por mail antes de salir de viaje: «Estoy en mi despacho. Nada más responder un par de correos saldré pitando al local de ensayo, ¡porque nuestra gira arranca dentro de dos días!». ¿Dónde ensayáis, Mat? «Aquí, en Stuttgart, Alemania. La sala es bastante amplia y bonita, pero muy está lejos de tener demasiado equipo». ¿Y dónde vas de fiesta los sábados por la noche? «A varios lugares. Pero, para ser honesto, con tantos días en la carretera y en el estudio, en verdad disfruto mucho de una cena tranquila o una buena película. ¡Yo ya puedo tener mis juergas en la carretera!».

‘Delivering The Black’ (Frontiers, 14)

‘Delivering The Black’ (Frontiers, 14)

PrimalFear, con U.D.O. y los otros dos grupos, dieron tres conciertos conjuntos en España: Madrid, Barcelona y Bilbao. Aparte de las juergas, durante los trayectos, ni duerme ni descansa Mat Pecador, y apenas rasca tiempo para leer, escuchar música o ver películas en DVD en el bus. Confiesa: «Principalmente paso el rato haciendo negocios, organizando las próximas giras y con proyectos relacionados con la banda. Y si hay tiempo libre, ¡una buena película es muy relajante!». Primal Fear llegaron con su flamante ‘Delivering The Black’ (Frontiers). «Nuestro nuevo álbum se lanzó en Europa el 24 de enero y es el punto culminante de mi carrera. ¡Un gran disco metálico con todos nuestros guiños reconocibles y con maravillosos viajes musicales!».

Los músicos suelen retraerse a la hora de definir su estilo, pero Mat Sinner no se corta: «Power metal con pelotas y actitud». No obstante, era más pacato al contar cómo será su show en Bilbao: «Combinaremos cinco nuevas canciones del último álbum con alrededor de diez clásicos entre las mejores canciones de PrimalFear».

Primal Fear rivalizaron en buena lid por el favor del público con el otro cabeza de cartel, U.D.O. Mat sólo guarda palabras de agradecimiento: «Di mi primera gira con Accept y, por supuesto, ese fue un momento especial para mí. ¡Por siempre tendré en mis cuadernos a Udo y su música!». También actuaron los suecos Bullet, de los que comentaba Mat: «Gran banda, joven, potente y emocionante». A última hora se añadió a la caravana el nombre de Messenger, pero ya Mat andaba de gira para preguntarle por ellos. No obstante, le pedimos que nos recomendara un nombre nuevo de la escena metálica y citó al californiano Five Finger Death Punch: «Es una gran banda con mogollón de energía y buenas melodías!».

OSCAR CUBILLO

Primal Fear, el guitarrista recuperado Tom Naumann, miembro fundador pero Guadiana: 1997–2000, 2003–2007, 2013- (foto: Unai Endemaño).

Primal Fear, el guitarrista recuperado Tom Naumann,
miembro fundador pero Guadiana: 1997–2000, 2003–2007, 2013- (foto: Unai Endemaño).

Comments
4 Responses to “U.D.O. + Primal Fear: Heavy Metal Germano (+ entrevista)”
  1. Iker dice:

    Casi tanto como los merluzos irrespetuosos que apestan con su cigarros me molestó que Primal fear tocaran solamente una pírrica hora. Luego está el repertorio, muy mejorable también. No tocaron nada de “Seven seals”(2005), para mí su mejor disco junto con su debut “Primal fear”(1998). Es cierto que sonaron un poco batiburrillo de diversos estilos jevilones, pero en su día con sus riffs “a lo Judas” Primal fear fueron una alternativa de lo más fresca ante tanto power-metal-épico-tolkieniano-cansino.
    El sábado en el escenario estaban tres de los cuatro miembros fundadores del grupo: Scheepers, Sinner(¡vaya panza!) y Tom Naumann, el guitarrista zurdo. A mí “Metal is forever” me parece mucho más chorra que “Bad guys wear black”.
    Y Udo, pues está cascadete, se notan esos parones instrumentales para que coja aire, pero bueno (también hacen lo mismo Arch enemy con Angelita, que es bastante más joven que Udo) te gana con su simpatía y voz aún afilada, y no está en un estado tan lamentable como Ozzy, por ejemplo. Me gustaría que estuviese en Accept, pero se lleva a matar con el calvo Wolf Hoffmann.
    Allá por 2007 en la sala jam vi este mismo cartel(cinco euros más barata la entrada) y el grupo de Udo estuvo mucho mejor que Primal fear. Esta vez también.

    • Gracias, Iker, como siempre, por tu experto comentario. Tom Naumann, el guitarra de la izquierda, ¿no? Ha estado entrando y saliendo de la alineación (1997–2000, 2003–2007, 2013-, según Wikipedia), pero los compañeros de Primal Fear no lo han consignado en la web oficial. No lo consideran miembro oficial, da la sensación por su web, pero si estuvo en el bolo, claro. Añado ahora una foto de Naumann al final del texto.

      • Iker dice:

        Sí, el de la “flying v”, el que molestó en algún momento al orondo y aprensivo Sinner con el cable de su guitarra. Naumann se marchó del grupo una temporada porque la parienta no le dejaba ir de gira. Luego volvió hasta que acabó a tortas con el resto del grupo, creo que en la grabación de “New religion”(2007) y ahora está como músico de directo. A mí me cae muy bien, se le ve majete y tiene más personalidad que los otros hachas que suelen usar en directo: Henny Wolter, Alex Beyrodt (el otro guitarrista que tocó el sábado, que antaño se vestía igual que Ritchie Blackmore y usaba una stratocaster parecida) y el sueco Magnus Karlsson.
        Otra curiosidad: Matt Sinner curraba en la anterior discográfica de Primal fear, la todopoderosa Nuclear blast. Le echaron por inflar las ventas de Primal fear. Por robar, vamos.

        Este sábado también hay un recital majo en la pequeña pero coqueta Sala Sonora de Erandio: los daneses Mercenary. Heavy progresivo pero no plomizo. Les encuentro un aire a los suecos Evergrey, otro gran grupo, por cierto.

Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] igual que Udo, sí (a quien telonearon en Bilbao en febrero, en este bolo con Primal Fear que reseñamos entonces, pero …), a menudo doblando las dos guitarras como Thin Lizzy, marcando el ritmo en la senda de AC/DC […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: