Badi Assad: Seductora brasileña (+ entrevista)

Badi felina, descalza y con el micro pegado a su mejilla (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Badi felina, descalza y con el micro pegado a su mejilla (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Domingo 16 de marzo 2014, Bilbao, XXI Ciclo Musiketan, Sala BBK, 20 h, 12 €.

bev musiketan cartelPies y hombros desnudos hasta el escote lució el domingo en el ciclo Musiketan en la casi llena Sala BBK la brasileña Badi Assad, con su melena morena de ondulado aire medio oriente y su pinta estupenda a los 47 años. Badi exhaló simpatía y cercanía desde que abrió la boca: en castellano, según tocaba la guitarra, nos contó su genealogía, a saber, por parte paterna, abuelo Jorge, libanés, y abuela Antonia, italiana, que tuvieron ocho hijos, el primero, Jorge, el padre de Badi; y por línea materna, abuela portuguesa y abuelo de no se sabe dónde, pero piensa que está bien guardar un secreto en la familia; informó que sus padres tuvieron cuatro hijos, el primero, Jorge, claro, luego sus dos hermanos, que tocan guitarra clásica en el Duo Assad, y luego, «cuando mi mamá pensaba que estaba con la menopausia…. yo». Así se metió al respetable en el bolsillo.

Aseguró la seductora Badi que la mezcla de sangre vive en armonía dentro de ella y en su música, y lo demostró en el noveno concierto de una gira europea de 40 días, en el que sonaron 14 piezas en 71 minutos. Además de calidez humana, Badi exhibió también técnica musical desde el dominio de las seis cuerdas de su guitarra modernista de cuerpo hueco y nada más que perfilado, hasta la voz, con la que ejecutó melodías y ritmos simultánea y prodigiosamente. En la pieza del beso del pajarito sus dobles alardes vocales parecieron recreados con loops pero los entonó ella como una maga, y en el bis sin guitarra puramente improvisó los ruidos de la fauna amazónica.

Badi Assad ofició variada y libre, abarcadora desde el potencial de las cantautoras neoyorquinas y del jazz de Sting hasta la exuberancia de Brasil (experimentó como Toquinho, resonó al cantar a la rampante Gal Costa con el micrófono pegado a la mejilla, se serenó como Caetano Veloso…). Badi bailó (‘Pega no coco’, donde se autodefinió ‘workaholic’) y también en pie hizo un swing que unió París con la saudade de Lisboa entre ruiditos vocales a lo John Mayall, dramática y crepuscular se inspiró de nuevo en los pájaros cantores y, como nos adelantó en la entrevista de abajo, versionó a Eurhythms (‘Sweet Dreams’ con arpegios jazz, de lo menos estimable de la sesión), Björk (‘Bachelorette’ vía Argentina y con ella moviendo los brazos y abriendo las piernas cubiertas por la larga falda del vestido) y Milton Nascimento (en la pieza folk a lo Kelly Joe Phelps; aquí va un video en vivo).

OSCAR CUBILLO

La abierta Badi con su guitarra perfilada y sin caja (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

La abierta Badi con su guitarra perfilada y sin caja (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

*

+++ ENTREVISTA +++

*

«La voz es el instrumento más increíble que existe»

*

La simpática y versátil guitarrista brasileña Badi Assad

enamoró por su cercanía en el XXI Musiketan

*

El XXI Musiketan, ciclo de conciertos en pequeño formato, presentó a la versátil guitarrista y vocalista Badi Assad, quien dos días antes nos atendía desde Madrid y recién llegada de Belgrado. Avanzaba así su recital cuando le preguntamos si usaba sonidos pregrabados, pues en algunas canciones parecen oírse algunos sonidos emitidos mediante loops: «Ya, voy a actuar en solitario, pero sin ninguna máquina de loops. Todo brota de mí en vivo y de manera simultánea. Tocaré canciones de mi último álbum, ‘Amor y otras manías crónicas’, que sale este marzo en Europa, y de discos anteriores que me encantan mantener en mi repertorio, como ‘Sweet Dreams’ de Eurythmics, ‘Bachelorette’ de Björk y un poco de música tradicional brasileña, como ‘Ponta de Areia’ de Milton Nascimento…».

Hija de un mandolinista de ascendencia libanesa y hermana de dos virtuosos de la guitarra clásica, a Badi Assad (São João da Boa Vista, São Paulo, 1966) se la encasilla en la música étnica y en su web se le anuncia como ejecutante de flamenco, pero ella se desmarca: «¡Lo siento! Lo siguen diciendo porque hago un poco de rasgueado con mi mano derecha, y lo más cercano que la gente puede identificar es el flamenco. No toco flamenco pero me influye: Paco, Paco, Paco… ¡siempre!».

Incidiendo en el asunto de las referencias, Badi asegura: «Tengo muchas influencias musicales que proceden de diferentes estilos. Por ejemplo: Bob McFerrin para el jazz, Tori Amos para el pop alternativo, Egberto Gismonti y Hermeto Pascoal para la música instrumental brasileña, mis hermanos Sergio y Odair para la guitarra, y así sucesivamente…».

Sus hermanos mayores tocan guitarra clásica en el afamado Duo Assad, y Badi tampoco se cuelga la eléctrica. «¡Nunca he tocado una guitarra eléctrica! Una locura, ¿no?, je, je… Tiene muchas diferencias con la acústica: el sonido, la técnica para rasgarla, los estilos a los que te dirige, el peso…».

Aunque actúa en solitario, Badi es capaz de desplegar bastantes recursos. Por ejemplo percusivos con la boca. «Me encanta el ritmo y estudié percusión con diferentes tipos de músicos. Cada uno de ellos me hizo probar distintas conexiones. La percusión vocal apareció porque me permite seguir tocando la guitarra mientras llevo el ritmo. ¡Y para mí la voz es el instrumento más increíble que existe! Usted puede lograr mucho con ella y me encanta experimentar todas las posibilidades, usándola para la interpretación y también como un instrumento».

 ‘Amor e Outras Manias Crônicas’ (Quatro Ventos, 12).

‘Amor e Outras Manias Crônicas’ (Quatro Ventos, 12).

En Bilbao, novena cita de una gira europea de 40 fechas, ya no le quedaban muchas copias de su nuevo disco, ‘Amor e Outras Manias Crônicas’ (Quatro Ventos, 12), que se edita a final de mes en Europa. Nos lo describía así: «Este álbum ya fue lanzado en Brasil y Estados Unidos, pero saldrá en Europa a finales de marzo. Es la primera vez que grabo un proyecto con el 100% de mis propias músicas y letras. Sólo en una canción tengo un socio, un músico brasileño llamado Pedro Luís. Él escribió la letra de ‘Saudade Verdade Sorte’. También es la primera vez que lanzo un álbum en mi propio sello discográfico, Quatro Ventos. Este proyecto representa mi regreso a la escena musical. Desde el nacimiento de mi única hija Sofía, en 2007, me tomé un descanso de casi cuatro años para disfrutar de la maternidad. Sólo ahora estoy percibiendo mi carrera de nuevo. Todas estas canciones las compuse durante estos años fuera de la carretera».

ÓSCAR CUBILLO

Comments
One Response to “Badi Assad: Seductora brasileña (+ entrevista)”
  1. Sala BBK dice:

    Gracias por la crónica de este concierto.

    Un saludo desde la Sala BBK.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: