Cuca Roseta: Tímida y sublime

Maria Isabel Rebelo Couto da Cruz Roseta, unos 30 años, dos discos, mucha técnica y sentimiento más hondo potencial (foto: Mikel Martínes de Trespuentes / Sala BBK).

Maria Isabel Rebelo Couto da Cruz Roseta, unos 30 años, dos discos editados, mucha técnica vocal y hondo sentimiento y potencial (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Martes 10 de junio 2014, Bilbao, III Ciclo ‘Noites de Fado’, Sala BBK, 20 h, 20 €.

BEV CARTEL 3 NOCHES DE FADO(Etiquetada como la ‘nova voz do fado’ es Cuca Roseta, bautizada Maria Isabel Rebelo Couto da Cruz Roseta hace unos treinta años, pues la muy coqueta oculta su edad. Cuenta que empezó a cantar en la iglesia de los Salesianos de San Juan de Estoril, en Cascais, y que a los 18 ya frecuentaba las casas de fado. Cuca pinta, es cinturón negro de taekwondo y aparece en la película ‘Fados’ de Carlos Saura. Su primer disco, ‘Cuca Roseta’ (11), lo produjo el argentino Gustavo Santaolalla, su descubridor, y ahora pasea su reválida, ‘Raíz’ (13), producida por Mário Barreiros y peor tratada por la crítica).

Sorprendente y fascinante, muy por encima de lo esperado, la cantante Cuca Roseta arrobó el martes en la cuarta de las cinco noches de fado del tercer ciclo especializado bilbaíno. Salió a escena el trío acompañante masculino, se sentó en su silla cada componente, y de repente en el aire empezó a oírse cantar a Cuca ‘Rua do capelao’, pero ella no aparecía, aunque así demostraba que su voz a solas servía para emocionar, así subrayaba sus perfiles técnicos y emotivos. A mitad del tema, el trío empezó a tañir sus guitarras con una conjunción e interacción perceptible al instante, y ella irrumpió estilosa, estilizada y espigada, con un vestido blanco de vestal y melena morena lisa, y ofició dramática y sostenida, acabando con los versos: «mujer abrazada al fado / mujer abrazada a ti».

Pedro Viana (22 años, guitarra portuguesa), Cuca Roseta (unos 30 años, voz), Nelson Aleixo (25 años, viola o guitarra española) y Frederico Gato (atemporal, bajo) (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Pedro Viana (22 años, guitarra portuguesa), Cuca Roseta (unos 30 años, voz), Nelson Aleixo (25 años, viola o guitarra española) y Frederico Gato (atemporal, bajo) (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Saludó en euskera (lo leyó de una nota tras el atril), animosa entonó ‘E Lisboa a namorar’ (aquí va el elegante clip), y la cita no bajó su nivel sublime en los 18 temas que sonaron en 75 minutos (instrumental central incluido). Acababa una canción y Cuca sonreía tímida (lo es, nos cuentan), rezumando satisfacción por la buena tarea suya. Maria Isabel Rebelo Couto da Cruz Roseta, venida del rock y con dos discos de fado a su nombre, entonó variada, renovando el género melancólico portuario luso sin traicionarlo (la inspiración soul abierta por el bajo en ‘Barco negro’), respetando su esencia (el ritmo sincopado de ‘Fado dos sentidos’), rindiéndose a Amalia Rodrigues (‘Foi Deus’, que le quedó fronteriza) y María de Fé (‘Fado fé’, una letra de amor eterno, porque dijo Roseta que no todos los fados son tristes), todo con ella lozana, tímbrica y segura, oficiando ora dinámica (‘A Marcha da Mouraria’, con Cuca luminosa y sobrada de clase, ‘Maria Lisboa’, alegrísima) ora teatral (dominando la escena en ‘Fado vaidade’, silbando en ‘Fado proibido’), haciendo también canción melancólica melódica (‘Fado do contra’, la tristísima ‘Fado da vida’) y arrimándose al pop (‘Nos teus braços’, la primera pieza donde ella misma escribió música y letra, a lo cual se atrevió porque le espoleó Santaolalla).

Cursó siempre con nivel técnico vocal encomiable al servicio del sentimentalismo mayormente lisboeta de su cancionero (la capital imperial emerge por doquier en sus letras), Cuca Roseta cosechó ovaciones del respetable cada vez más intensas y prolongadas, por el epílogo manifestó sentirse ‘obrigada por esta noche tan linda’, y al acabar el concierto fue al lobby y agotó los discos que trajo para vender y firmar. Su siguiente etapa es una gira de 20 conciertos en Brasil. Dará que hablar. Aún más.

ÓSCAR CUBILLO

Al acabar el concierto agotó los discos que tenía para vender y atendió con paciencia y simpatía a la afición, sobre todo femenina (imagen de móvil: Mercedes Echeverría).

Al acabar el concierto agotó los discos que tenía para vender y atendió con paciencia y simpatía a la afición, sobre todo femenina (imagen de móvil: Mercedes Echeverría).

Comments
One Response to “Cuca Roseta: Tímida y sublime”
Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] 6.- Cuca Roseta, junio, Sala BBK. En el tercer ciclo Noites de Fado ofició sublime la tímida Maria Isabel Rebelo Couto da Cruz Roseta, sorprendente y fascinante. […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: