The Taj Mahal Trio: Cálido y clásico

El hombretón Henry Saint Clair Fredericks debería tomarse un poco más en serio (foto: Koldo Orue).

El hombretón Henry Saint Clair Fredericks debería tomarse un poco más en serio (foto: Koldo Orue).

Sábado 5 de julio 2014, Bilbao, Ciclo ‘Music Legends’, Sala BBK, 20 h, 28 €.

Dos comparsas fueron los afroveteranos Kester Smith (batería) y Bill Rich (bajo), los gregarios del bluesman Taj Mahal (Nueva York, 1942), la base rítmica a piñón de su trío, una de las cuatro formaciones con las que funciona; las otras tres son The International Rhythm Band, The Hula Blues Band, The Phantom Blues Band (así las presenta en su web, TajBlues.com). Sentado en un taburete junto a un ventilador, con camisa hawaiana y corpachón de difícil movilidad, hablando solo como un loco o un cascarrabias (o jugando a entretener al respetable), Henry Saint Clair Fredericks se rindió al blues purista, en su caso clásico y cálido debido a las inmersiones tropicales y folkies.

Taj Mahal entrando a la Sala BBK (imagen de móvil: Titi).

Taj Mahal entrando a la Sala BBK (imagen de móvil: Titi).

En hora y tres cuartos algo cansinos (por los gregarios dedicados al apoyo sin hacerse notar) hizo 17 piezas en las que usó cinco de sus seis instrumentos de cuerda y el piano en una ocasión. Buscando un groove subliminal que habría funcionado mejor en una sala con barra y la peña el pie, Taj Mahal suministró bastante blues con vozarrón a veces algo Howlin’ Wolf (‘Don’t Change My Life’), se lució en el lento eléctrico a lo Buddy Guy ‘Annie Mae’, de punteos coralinos (aquí va un vídeo de la misma banda), a menudo se puso tropical y hawaiano (el sincopado ‘Going Up to the Country, Paint My Mailbox Blue’, el melódico vía el Piedmont ‘Fishin’ Blues’ –‘El blues del pescadero’, lo tradujo él-, el sensual ‘Queen Bee’ –‘blues multicolor’, lo definió él en castellano; y aquí pensé que Taj Mahal no se toma en serio, que le gusta cumplir un rol, pues la cantó más dramáticamente-), marcó el walkin’ bass (‘Checkin’ Up On My Baby’, de Sonny Boy Williamson, ‘Good Morning Miss Brown’, de él mismo, quien lo toca desde los 60), se acercó a Nueva Orleans (en el tema teclista, y no tanto en el ‘Stagger Lee’, que le quedó melódico), hizo vudú (‘Strong Man Holler’, el tema más moderno y más ovacionado) y luego en el bis (que no vi pero ahí dejé al amigo Topo) se puso africano y lo remató con un blues breve y seco con las luces encendidas.

OSCAR CUBILLO

Taj Mahal en formato trío con Kester Smith (batería) y Bill Rich (bajo) (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Taj Mahal en formato trío con Kester Smith (batería) y Bill Rich (bajo) (foto: Mikel Martínez de Trespuentes / Sala BBK).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: