The Original Glenn Miller Orchestra: Un lujo de antaño

BEV GLENN MILLER ORCHESTRA flyer

Lunes 30 de marzo 2015, Bilbao, Palacio Euskalduna, 20 h, 35 €.

Imperecedera es la música orquestal del mayor Glenn Miller (1904-44), asociada al poderío de las big bands swing y al esfuerzo bélico estadounidense durante la Segunda Guerra Mundial. Actualmente numerosas formaciones le rinden tributo por el ancho mundo, y una de ellas recaló el lunes en Bilbao: la británica aquí nominada ‘The Original Glenn Miller Orchestra’ y dirigida por Ray McVay (esta es la web oficial), un veterano elegantemente crápula que no sabemos si dirigió mucho sin batuta porque estaba tan adelantado que no le venían ni saxos ni trombones, un tipo gracioso que olvidó el nombre de la cantante invitada Catherine Sykes. En total intervinieron 26 artistas: los 16 instrumentistas, el director, los cuatro bailarines mixtos del ballet Jiving Lindy Hoppers, las tres estupendas vocalistas The Irresistibles (macizas émulas de las Andrew Sisters), y dos voces solistas más, la mentada Catherine Sykes y el sinatriano Colin Anthony.

Al final, con ‘In The Mood’ y los bailarines entre el público (imagen de móvil: Paco Troita).

Al final, con ‘In The Mood’ y los bailarines entre el público (imagen de móvil: Paco Troita).

Fue un show en dos pases: primero 47 minutos para 11 clásicos con chaquetas rojas, descanso de 22 minutos, y segundo pase de 61 minutos para 14 piezas (dos en el bis) con camisas militares (y casaca con hombreras para el director McVay). Fue un espectáculo eminentemente nostálgico («ya es difícil oír música así», observó una dama al acabar), con aires de baile de salón (en el Hotel Savoy, por ejemplo) o de show radiofónico (esas codas repetidas de modo tenue para evitar tiempos muertos cuando algún interviniente abandonaba la escena). Hubo buena entrada en el Euskalduna (aunque sólo abrió el patio inferior) y actitud en la interpretación (trazos blues, vigor boogie, lujo swing…), la orquesta funcionó como tal reduciendo los solos a la mínima expresión, y podemos espigar títulos como los dinámicos ‘Levando anclas’ y ‘Patrulla americana’, o el coreografiado ‘Collar de perlas’ en el primer pase (donde lo peor, pero lo más aplaudido, fue el ‘When The Saints Go Marchin In’ de Louis Arsmtrong), y en el más exuberante segundo pase citemos el trabalenguas ‘Boogie Woogie Bugle Boy Of Company B’ protagonizado por Las Irresistibles (no dejéis de pinchar a las originales Andrews Sisters en esta película de Abbott y Costello), una ‘Jarrita marrón’ que debió sonar mejor, una preciosa y creíble ‘Serenata a la luz de la luna’ (de lo mejor del lote), el creciente popurrí triple en tributo a Sinatra, la curiosidad exploitation ‘Marcha del Ejército Rojo’ con la que los pupilos de Ray McVay abrieron su gira por Rusia, los postreros, corales y populares ‘Chattanooga Choo Choo’ y ‘Pensilvania 6-5000’, y cerrando en el bis, ‘En forma / In The Mood’, claro.

OSCAR CUBILLO

La big band con el uniforme del segundo pase en una imagen en vivo tomada de su web oficial.

La big band con el uniforme del segundo pase en una imagen en vivo tomada de su web oficial.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: