Fiestas de Bilbao 2016 / In Thousand Lakes: 19 años después

Death metal melódico atronando en el Bilborock, en la 31ª Muestra de Rock Local (foto: Mr. Duck).

Death metal melódico atronando en el Bilborock, en la 31ª Muestra de Rock Local (foto: Mr. Duck).

Viernes 26 de agosto de 2016, Bilbao, Bilborock, 21 h, entrada libre.

Al Bilborock acudimos el viernes, día grande de fiestas de Bilbao, confiados en la fiabilidad del metal de In Thousand Lakes, quinteto de death melódico resucitado. Como dijo su cantante: «Hace 19 años ya actuamos aquí, con la otra formación». Probablemente estuve presente yo también. Se juntaron en Bilbao en 1995 y entre el 98-14 han permanecido parados. El del viernes fue su concierto «número 25 desde la vuelta a los escenarios en octubre de 2014», indican en su Facebook. 11 piezas ejecutaron en 46 minutos en la desacralizada iglesia de La Merced, que estaba llena con 300 personas, contabilizan. Al principio la cosa crepitó un tanto, pero se solventó no muy tarde. Sólo apuntamos un lunar en su intervención aplastante, cuando sin venir a cuento espetó el bajista: «¿Ya estáis borrachos y borrachas o qué?».

Las dos primeras canciones (‘Unconscious Mind’ y ‘Shadowland’) las expelieron soldadas, como una sola, laminando el terreno igual que en la película ‘300’ y con nubarrones doom. La tercera y la cuarta resultaron brutales y absorbentes: ‘The Memories That Burn’, death metal melódico vía In Flames con dos hachas solistas (González y González: uno vestía camiseta del Resurrection Fest y otro de Hypocrisy), y ‘Where Dreams Became Reality’, que asoló marcial como los vikingos Amon Amarth y desde el Maelstrom disparó punteos con querencia épica.

En la última, ‘The Scaffold’, el bajista bajó a tocar entre la peña (foto: Mr. Duck).

En la última, ‘The Scaffold’, el bajista Pintxo bajó a tocar entre la peña (foto: Mr. Duck).

El vocalista fornido, barbado y de cráneo rasurado José Carlos Alonso presentó «otra vieja gloria», la rugida ‘Garden Of Dismal’, y los dos melenudos del quinteto hicieron molinetes capilares. Cabalgadas melódicas contuvo la reciente ‘The Dark Room’, como tributo a Hombres G presentó el frontman ‘Broken Silence’ (aquí, en primera fila un niño de unos 8 años ponía cuernos), y death metal furioso se derramó como aceite hirviendo en la locomotora percusiva ‘Tears For A God’ (aquí los joveznos de vanguardia hicieron pogo, o sea bailaron empujándose). ‘The Last Sunrise’ nos recordó a The Haunted y el cantante, después de halagarnos afirmando «este es un público con dos cojones», nos llamó esclavos de los créditos y los curros en la muy In Flames ‘Martyrs Of Evolution’, antes de despedirse con más anticlericalismo: ‘The Scaffold’ (este es el clip oficial), cuando el bajista influido por Iron Maiden descendió a tocar agitando otra vez a los joveznos.

OSCAR CUBILLO

Despedida de Jokin Andrés González (guitarra pelo largo), Igor González (guitarra pelo corto), José Carlos Alonso (voz), Eulogio Cabrera (bajo) y Javier Martínez (batería) (foto: Luis Miguel Barrio / Bilborock).

Despedida de Jokin Andrés González (guitarra pelo largo), Igor González (guitarra pelo corto), José Carlos Alonso (voz),
Eulogio Cabrera alias Pintxo (bajo) y Javier Martínez (batería) (foto: Luis Miguel Barrio / Bilborock).

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: