Carlos Rivera: El rey león

Carlos Augusto Rivera Guerra (Huamantla, Tlaxcala, 30 años), con el primero y más elegante de los cuatro atavíos.

Carlos Augusto Rivera Guerra (Huamantla, Tlaxcala, 30 años), con el primero y más elegante de los cuatro atavíos.

Jueves 8 de diciembre de 2016, Bilbao, Palacio Euskalduna, 20.30 h, entradas de 30 A 64 €.

bev-carlos-rivera-cartel-gira 

El guaperas mexicano Carlos Rivera debutó en Bilbao con su meloso y amoroso repertorio

 

Con bastante prevención, cierta curiosidad profesional y deber para con los lectores del periódico acudí la tarde del festivo de la Virgen de la Inmaculada a calibrar al cantante melódico mexicano Carlos Rivera en la gira de su cuarto álbum, ‘Yo Creo’, en un Euskalduna abierto sólo en su parte inferior y ocupado por 800 asistentes, con inmensa mayoría de damas (en vanguardia no pocas mostrando cartelitos al gusto de los públicos latinos). La primera parte de su show azucarado fue increíblemente buena y en la segunda el apuesto azteca se atoró en la melaza e incluso en los discursos de autoayuda (sale del concurso televisivo ‘La Academia’ y ha protagonizado el musical ‘El rey león’ -el papel principal de Simba-, 700 sesiones en Madrid, por eso tiene práctica al cantar y bailar simultáneamente).

El jueves en Bilbao en 130 minutos sonaron 25 piezas (alguna doble) y Carlos Augusto Rivera Guerra (Huamantla, Tlaxcala, 30 años) ofició escoltado por un octeto mixto (una pianista con pinta de gregaria de Prince, tres vientos, un violonchelo, guitarra, bajo y batería, todos atentos a los atriles y a los que el líder presentó leyendo sus nombres de una chuleta), y él no dejó de sonreír ni sus ojos de brillar.

El octeto en segundo plano, el respetable delante y el cantante de blanco en ‘Malagueña salerosa’ (imagen de móvil: O.C.E.).

El octeto en segundo plano, el respetable delante y el cantante de blanco en ‘Malagueña salerosa’ (imagen de móvil: O.C.E.).

Guapo, bien plantado, musculoso, pulcro y risueño, Rivera vistió cuatro modelitos (elegante, pret-a-porter y descalzo, camiseta con chaqueta de frac, más la chupita de cuero en el bis), arrancó funkito a lo Ricky Martin (‘Quedarme aquí’), a la segunda interpretó mambo bailando cabaretero con una silla (‘Quizás, quizás, quizás’ de Osvaldo Farrés, una de las cimas) y justo en esa abrió el tarro de las esencias. La acabó, Rivera saludó, agradeció la asistencia, informó («es la primera vez que visito esta hermosa tierra»; sí ya ha estado cuatro veces en España y esta gira de seis fechas la abrió en Bilbao y la seguirá en Cádiz, Barcelona, Granada, Valencia y Vigo) y avisó: «Este es un concierto para llorar, abrazarse, besarse… lo que quieran».

A partir de entonces arbitró una tanda de canciones de amor con actitud y aptitud, a base de soul melódico (casi roquera ‘Gracias a ti’ –la acabó se besó en las palmas de las manos y se palpó el corazón-, estupenda ‘Voy a amarte’, sentado en el taburete ‘Cambiar de opinión’, bastante andalusí a lo Alborán o Manu Carrasco ‘Que lo nuestro se quede nuestro’), mucha influencia italiana (‘Por ti’), latinismos bisbalescos (‘No deben marchitar’, o el optimista y comercial ‘Escapémonos’) y alguna otra sorpresa (‘Malagueña salerosa’, de lo mejor de la velada también).

En ‘Tu juego de ajedrez’, donde subió la chica Elia a que le cantase en plan Baute (imagen de móvil: O.C.E.).

En ‘Tu juego de ajedrez’, donde subió la chica Elia a que le cantase en plan Baute (imagen de móvil: O.C.E.).

La cosa sonaba bien en el difícil Euskalduna, a Rivera se le notaba triunfal, de vez en cuando cambiaba las letras para convertirlas en más localistas y nos hablaba como si se supiera el papel de memoria: de cómo compone, de que no toca ningún instrumento, del amorrrrr… Pero la buena senda del repertorio se torció y se atascó en la undécima pieza, la más festiva, ‘Día de lluvia’ (con folk que gustaría a Paul Simon), en la duodécima, la más amorosa, ‘Esta noche es para amar’ (la de ‘El rey león’, que la podría cantar Miguel Bosé), en la decimotercera, una para reforzar la autoestima, ‘Si te vas’ (la de que nadie te diga que no), o en la decimoquinta, con más autoayuda en ‘No llores más’ (la que le inspiró la lectura del libro ‘Para qué caminar si puedes volar’, de Isha).

En el bis, con la cuarta indumentaria –chupa de cuero-, bajando cerca del público (imagen de móvil: O.C.E.).

En el bis, con la cuarta indumentaria –chupa de cuero-, bajando cerca del público (imagen de móvil: O.C.E.).

Tras este pasaje Rivera regresó con el tercer modelito y manifestó: «ya se pasó la parte reflexiva, triste… ahora viene lo bueno». Y el epílogo trascurrió con altibajos, recomenzando con la invitación, como hizo Baute en fiestas de Bilbao, a una chica a subir al escenario en la reggae ‘Tu juego de ajedrez’ (subió Elia, que cumplió las reglas de no tener novio, estar dispuesta a todo y no cortarse, aunque sólo debió sentarse en un taburete mientras la estrella revoloteaba a su alrededor), más bailes bisbalescos (‘Toda la vida’, la despedida con la pachanguera ‘Deja amarte’ y los brazos de parte del aforo ondeando por última vez), más soul a lo Sergio Dalma (‘Serás’, la de un millón de besos), y algunos buenos momentos como ‘Y tú te vas’ (del italiano Franco de Vita, «mi maestro durante años y mi amigo»), ‘Otras vidas’ (pop melódico algo Alejandro Sanz, en cuyo introito dijo Rivera que debía de haber hecho algo muy bueno en alguna encarnación anterior a tenor del cariño que recibe en la actualidad), o, ya en el bis triple, previos saludos al espectador paisano y tocayo Carlos Vela (futbolista azteca de la Real Sociedad de San Sebastián) ‘¿Cómo pagarte?’, con destellos a lo Zucchero (este es el clip oficial, con más de 7 millones de visitas). Buen concierto, pero si llega a ordenar al revés el repertorio, habría dejado mucho mejor sabor de boca.

OSCAR CUBILLO

Saludos con las 800 personas al fondo (foto: Facebook Carlos Rivera).

Saludos antes del bis, con las 800 personas al fondo (foto: Facebook Carlos Rivera).

Anuncios
Comments
One Response to “Carlos Rivera: El rey león”
  1. oscar cine dice:

    Eeeeh que buena pinta este bolo.fijo que yo estaba perdiendo mi tiempo en algun bar.
    mando la lista de los diez bolos que mas me han gustado este curso de unos 120 vistos.salud y rock en 2017:(orden si acaso,cronologico)
    the darkness
    henhouse prowlers
    the black halos
    alan tyler show
    chucho valdes
    orquesta de esferas
    los lobos
    refused
    brian jonestown massacre
    deke dikerson-sex museum
    luke winslow king
    lista de diez…que son once

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: