Micky & The Buzz: La próxima sensación del rock and roll bilbaíno

Carlos Beltrán (guitarra), Iván Ted (batería), Micky Paiano (voz), Willy Calambres (saxo) y Dabid Martín (contrabajo)
tocando debajo del Puente Euskalduna (foto: Ana García Rueda).

CAL: **

Domingo 3 de junio de 2018, Bilbao, Nave 9 / Explanada Museo Marítimo, 13 h, entrada libre.

 

El quinteto con cantante italiana al micrófono, la pizpireta Micky, convenció con su cóctel de rockabilly con mucho swing a la tropa congregada frente al Museo Marítimo. ¡Y sólo era su segundo concierto!

 

Los ingleses se refieren a estos grupos llamándolos ‘hype’, o sea la sensación del momento. Pues la próxima sensación de la escena bilbaína serán Micky & The Buzz (Micky y El Zumbido), quinteto con vocalista italiana al frente, la tatuadísima Micky (ex No Relax, ese combo que montó con Julitros y Joxemi de Ska-P), y soporte musical experto (cuatro tipos muy bien conjuntados y con bagaje en proyectos como Bilbobillies, Jukebox Racket, Boogie Punkers, Cherry Boppers, Longboards…). Llevan tres meses ensayando y su intención es interpretar originales, pero de momento se arreglan con versiones preferentemente de proto rock and roll que no suenan nada manidas y a las que insuflan frescura, dinamismo, color y vigor (usan batería completa).

El domingo por la mañana, en la explanada del Museo Marítimo (que se desbordó de peña: rockers endomingados, moteros coriáceos, ciudadanía de a pie, muchas mujeres y bastantes niños que correteaban por ahí), debajo del Puente Euskalduna (desde las barandillas de arriba se asomaban las cabezas de decenas de curiosos, desde paseantes hasta ciclistas), Micky & The Buzz dieron el segundo concierto de su corta andadura con motivo de la presentación de la naviera turística Marmitako Sailing, o sea un velero patroneado por Edorta Aróstegui (ex dueño del bar Bluesman de Portugalete, ex cantante de los Flying Rebollos, ex manager de Extremoduro…), y el espacio y las provisiones se desbordaron debido a la gran afluencia de público a un evento gratuito y al aire libre.

Era su segundo show y se les notó sueltos y engrasados (imagen de móvil: Mario Antolín).

Pero vayamos al lío: Micky & The Buzz dispararon 16 covers en 46 minutos intensos en los que versionaron a figuras del ritmanblús protorocanrolero negro (al armonicista Little Walter en la rumba algo exótica ‘Mellow Down Easy’, a Wynonie Harris en un jadeante ‘Wasn’t That Good’ vía los Stray Cats, a la cantante Wynona Carr en el sincopado ‘Jump Jack Jump’, a un irrefrenable Larry Williams que fue de los mejor de la sesión, también el rasposo y reconocible ‘Justine’ de Don & Dewey…) y a clásicos del rockabilly blanco (un par de Wanda Jackson -¡’Fujiyama Mama’!- , otro título de los Collins Kids –‘Whistle Bait’-). Además hubo un par de curiosidades cantadas en italiano por la frontwoman, ambas de Mina: ‘Nessuno’ y, en el bis, ‘Tintarella di luna’, las cuales nos resonaron a su paisano Adriano Celentano.

Micky, alias de Michela Paiano, cantó muy bien, bailó y danzó con soltura y gracia (a veces daba la espalda al público y agitaba el pompis en plan burlesque, en una ocasión bajó a bailar entre el público ya entregado a la fiesta mañanera), y desde el vestido rojo ajustado se le desbordaban por doquier los tatuajes, evocando a la famosa granadina Vinila Von Bismark, quien vivió una etapa rockabilly que en el caso de Micky seguro que no es coyuntural, comercial ni pasajera.

El quinteto debajo del puente Euskalduna, con el auditorio del mismo nombre al fondo (foto: Marq Sutherland).

Coloristas a pesar de su foto de promoción en blanco y negro, Micky & The Buzz, muy expresivos en lo suyo (qué punteos de la Gretsch, qué intervenciones del saxo tenor…) en vivo nos hicieron vibrar con sensaciones (oh, el hype) antes vividas oyendo a Gene Vincent y a sus epígonos The Blue Cats (lo cual es mucho mérito), a una Imelda May cruzada con el Shakin’ Stevens ochentero (‘Voodoo Voodoo’ de Lavern Baker), al mentado Celentano, a Sam Butera, a Guana Batz, a Colin James… Y superan por varios cuerpos a los suizos Hillbilly Moon Explosion, otro con chica al frente, en quienes pensamos en su tema más lento, ‘Funnel Of Love’ de Wanda Jackson. A ver si nos cuadra y podemos asistir a su próximo bolo, que sería el tercero.

OSCAR CUBILLO

 

‘Tintarella di luna’ de Mina como se ve en la película en BN ‘Jukebox – Urli d’amore’ (1959):

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: