Alestorm: Una juerga pirata bastante infantil

El quinteto se dispuso en dos niveles o cubiertas (foto: Carlos García Azpiazu).

CAL: o

Lunes 10 de diciembre de 2018, Bolueta / Bilbao, Santana 27, puertas 19 h, 27-28 €.

 

El quinteto escocés de folk metal derramó pachanga, cantó a la cerveza e hizo desde bailar hasta remar en el suelo a sus escasos 150 secuaces congregados el lunes en la Santana 27

¿De lo peor del año? Por bizarro y friki, sí

 

No afirmaré que el concierto de Alestorm (Perth, Escocia, 2004), el grupo número 526 que voy viendo en 2018, sea el peor de mi año (por ahí le andará junto con otro del BBK LIve), pero sí que ha sido el más bizarro, grotesco y hasta infantil (lo de infantil lo dijo Pato por wasap, y eso que no estuvo). Su show de entresemana fue una traslación del folk verbenero al universo del metal que convertiría en catedráticos a Mägo de Oz. Pero la peña no dejó de responder poseída y positivamente a su teatrillo de 90 minutos para unas 17 canciones en plan ‘ron, ron, ron la botella de ron’, aunque en su caso cambiando el destilado por la cerveza.

La cerveza inspira numerosas de sus letras («esta canción va de beber birra y de matar periodistas», anunció en una ocasión el líder Christopher Bowes, el único miembro fundador que aguanta en la alineación) y dos de ellos llegaron a beber a morro y de un trago en un par de exhibicionistas ocasiones: en la primera el líder deglutió un botellín mientras hacía un solo con su teclado portátil, y en la segunda un hombretón embozado trasegó diez botellines seguidos y de dos en dos. Poco edificante, en efecto.

El sujeto que bebió diez botellines a pares y de trago (foto: Carlos García Azpiazu).

Entre la peña de la sala Santana 27 había individuos con atavíos peculiares: este con casco vikingo, ese con pañuelo pirata, aquel con barba postiza y el otro con gorrito andino de lana, varios con faldas escocesas, uno más vestido de cuero cual escudero medieval… También faldita escocesa y camiseta de delfines gays vestía el líder Cristóbal, que como sus cómplices a sueldo no dejó de evolucionar dinámico sobre el tablado: subiéndose a cadalsos (ejem, a tarimas) para dejarse ver, haciendo obviamente el tonto, aspirando a actorzuelo y logrando hitos graciosos, a veces involuntariamente. Fue horripilante, pero lo pasé mucho mejor que en el ‘Carmina Burana’ de La Fura dels Baus en el Arriaga.

El público atípico, quizá antisistema y evidentemente masculino (foto: Carlos García Azpiazu).

Alestorm, bautismo traducible por Tormenta de Ale (un tipo de cerveza), estuvieron teloneados por los sositos Skálmöld, y a las 9 menos pocos minutos arrancaron perjudicados por el sonido: bajo volumen y mal ecualizado, lo cual convertía en revoltijo su burdo batiburrillo ejecutado en quinteto con dos teclados: uno fijo en la tarima elevada y otro colgado del líder Cristóbal, dos teclados con los que imitaban gaitas, violines y acordeones necesarios para su formulación folk metal siempre perseguidora de los coros de juerga aguerrida.

Sin tomarse nunca en serio a sí mismos, los escoceses abrieron fuego con ‘Keelhauled’ invocando a la vez a los mestizos Gogol Bordello con los pioneros Tempole Tudor, la pachanga progresiva devino verbena en la canción ‘Alestorm’, durante los coros lo-lo-lós de la carente de tensión ‘Magnetic North’ pensé en El Reno Renardo (sí: estos tipos hacen Freak Metal también), y en ‘Mexico’, donde el alcohol es gratis (cantan), nos trasladaron a una gran cervecera del Arenal de Mallorca (y no lo escribo de modo despectivo pues ahí me gustaría estar ahora mismo).

El capitán Cristóbal comprobando por donde sopla el viento (foto: Carlos García Azpiazu).

Su folk metal fue inferior al de los finlandeses Koorpiklaani (‘Over the Seas’), su punk celta sugirió a Dropkick Murphys (‘The Sunk’n Norwegian’, el noruego ahogado, el nombre de una taberna) y me di cuenta de que más que cantar Christopher gruñe en su pieza ‘No Grave but the Sea’ (No hay más tumba que el mar), atravesada por escalas célticas. Lo más total del concierto lo presenciamos cuando mucha gente se sentó en el suelo a remar imaginariamente en ‘Nancy the Tavern Wench’ (Nancy la tabernera), algo que no he atestiguado ni en conciertos de los Fleshtones.

Y entre el caos, entre el maremágnum, de repente se pudo colegir dos canciones bien ejecutadas y con carisma especial: la delirante ‘Hangover’, o sea resaca, una versión del rapero londinense Taio Cruz, y la alocada, progresiva y bien trabada a lo The Locust ‘Pegleg Potion’ (Poción de pata de palo).

Cristóbal en falditas burlando al fotero y detrás la batería con el logotipo doble (foto: Carlos García Azpiazu).

El sonido había mejorado un poco (del sonido se quejaron expertos metaleros como Koldorock, Raúl El Cubano y el fotógrafo Azpiazu), y ya hasta el final del verbenón presidido por un pato amarillo gigantesco oímos power metal (‘Captain Morgan’s Revenge’, la venganza del capitán Morgan), más odas a las cervezas (‘Drink’, cuyo estribillo reza «Estamos aquí para beber tu cerveza / Y robar tu ron a punta de pistola»), más punk celta (‘Wolves of the Sea’, o sea lobos de mar, una versión de los letones Pirates Of The Sea, participantes en Eurovisión 2008) y un adiós muy Toy Dolls con ‘Fucked With an Anchor’ (‘Follado por un ancla’, con perdón, pero así nos hacemos a la idea del nivel), rematado por la sexta andanada de humaredas de una velada friki que no olvidaremos aunque no nos convenciera en absoluto.

OSCAR CUBILLO

 

Clip de ‘Shipwrecked’ (Naugrafio), tema que sonó en Bilbao y que lleva 13 millones de vistas:

 

Anuncios
Comments
2 Responses to “Alestorm: Una juerga pirata bastante infantil”
  1. Óscar cine dice:

    De la fura,a los que he visto en 2 ocasiones,siendo discutibles jamás podrás decir que son unos payasos,cosa q de estos intuyo q si.ya sabes q mi compañera sentimental,la madre de un amigo(habitual de la ópera)y una compañera de curro defienden a la fura en el Arriaga.cuestion de gustos e intuyo,cuestion de q tú les viste en su peor función.

    • Oscar Cubillo dice:

      No digo que La Fura sean unos payasos, solo que a pesar de su propuesta más culta yo me entretuve más en el show grotesco de Alestorm. Calcula mi nivel…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: