CINE: ‘Green book’: Una lectura win-win: todos ganan

 Oscar 2019 a la Mejor Película

Oscar 2019 al Mejor Guión Original

Oscar 2019 al Mejor Actor de Reparto (Mahershala Ali)

(Viggo Mortensen también fue nominado a Mejor Actor y la película a Mejor Montaje)

*

Texto por GERARDO CREMER

*

Estreno: 1 de febrero de 2019

*

Director: Peter Farrelly

*

Calificación: 4 estrellas de 5

 

Tráiler de ‘Green book’:

 

Que una película de corte clásico como ‘Green book’ haya generado tal nivel de polémica lleva a hacernos preguntas sobre el estado del cine mundial. Un constructo tan simple e inocente ha terminado por crear tensiones, simplemente por el hecho de fundarse en la forma de mirar y pensar de mucha gente, posiblemente pertenecientes a un grupo social masculino, blanco, de clase media, con poco interés por la política y hartos de sentirse manipulados por los políticos o sectores sociales dominantes. Un grupo social, en definitiva, más realista y contrario a todo tipo de “constructo social” en boga en el siglo XXI, que busca re-equilibrar la modernidad líquida (Zygmunt Bauman) y revolucionaria de nuestros días.

También más polémicas han surgido tras la entrega del Oscar a la Mejor Película del año 2018 a ‘Green book’. Este film, rodado por Peter Farrelly (Phoenixville, Pensilvania, 1956), ha arrebatado el Oscar a otras películas de autor, más potentes culturalmente. Si tras las nominaciones a los Oscar se veía como hecho indiscutible que la Academia de Hollywood iba a decantase por la calidad votando a ‘Roma’ (hecho que al mismo tiempo le permitía trasladar el mensaje de una posición política militante anti-Trump), al final los Oscar han optado por premiar al film de un director de películas tan burdas como ‘Dos tontos muy tontos’ (1994), ‘Vaya par de idiotas’ (1996) o ‘Algo pasa con Mary’ (1998), rodadas con su hermano Bobby. Ambos hermanos, junto con Judd Apatow y Adam McKay, son los grandes artífices de la comedia de los años 90. Pero al igual que al resto de la generación de la Nueva Comedia Americana, las modas y el paso del tiempo les han obligado a reciclarse, bien con películas serias como las de Adam McKay, bien con el salto a la dirección, como Ben Stiller. Si con el sketch de ‘Movie 43’ (2013) Peter Farrelly llegó al momento más bajo de su profesión, ‘Green book’ supone su redención frente a una carrera que se veía atrapada en un callejón sin salida.

La entrevista de trabajo de Tony Lip ante el doctor Shirley.

Es verdad que en ‘Green book’ Peter Farrelly saca lo mejor de sí mismo. Especialmente en esos momentos de comedia de baja intensidad donde se describe la humanidad y el sentimiento de clase obrera de la población blanca del Noreste de los USA (véase al protagonista tumbado en la cama dispuesto a comerse una pizza familiar). Una dulzura que funciona gracias a los actores y a la química establecida entre ellos, algo que ya se apreciaba en otros films de los Farrelly en las mordaces pero a la vez amables descripciones de sus personajes: en especial ‘Vaya par de idiotas’ puede verse como un precedente de ‘Green book’.

‘Green book’ aborda el tema de amistad. Es una historia real consolidada a través de los años entre un italo-americano de clase trabajadora residente en el Bronx, Tony Vallelonga (Viggo Mortensen), y un pianista negro de prestigio, el Dr. Shirley (Mahershala Ali). Curiosamente, algo tan natural al ser humano como es la amistad, ha llegado a molestar a ciertos grupos sociales que buscan mediante la denuncia continua, el enfrentamiento y la polarización, el sino de una época. Una amistad que empieza cuando Vallelonga es contratado por el Dr. Shirley como chofer para su gira musical por el Sur de los Estados Unidos en el año 1962. Nos trasladamos al Sur de USA en una época donde aún se mantienen vigentes las leyes segregacionistas de Jim Crow. De hecho, el título de la película alude a la guía ‘The Negro Motorist Green Book’ (El libro verde del conductor negro), que entre 1936 y 1967 recomendaba hoteles, restaurantes, bares y estaciones de servicio para donde los afromericanos eran atendidos.

Un descanso en el camino, escribiendo cartas a casa.

Tony Vallelonga, también conocido como Tony Lip, es un desempleado que disfruta viviendo el día a día en la calle. Un hombre de arraigadas costumbres familiares modelo italiano: esto es, leal a su esposa y a sus hijos. Vallelonga también se caracteriza por su gran apetito. Una característica que se convierte en fuente de inspiración de muchos de los giros cómicos que toma la película. Su imagen recuerda mucho a la del barrigón y desaseado Jack LaMotta, personaje interpretado por Robert de Niro en ‘Toro salvaje’. Icono del italoamericano típico, cigarrillo en boca, siempre simpático y cercano a las pequeñas mafias de su barrio, cuando le preguntan que sabe hacer, su gesto delata seguridad: ser un buen conductor y no fallar nunca, capaz de resolver cualquier problema que se presente en su camino.

Por su parte, el Dr. Shirley es un dandy, un hombre educado, de aires sofisticados, de tono aristocrático, meticuloso, solitario, distante con la gente. Mantiene su vida privada completamente al margen de su imagen pública: su alcoholismo, su solitaria vida encerrado en los hoteles o su homosexualidad. Un distanciamiento que es visto en el film como un error (véase la escena en la que el Dr. Shirley contempla un campo de trabajo agrícola sin reaccionar). Un hombre al que la respetabilidad y la rectitud como pose, como  armadura, no le sirven ante un país donde las leyes sociales son injustas.

Tony resignado y el doctor asombrado mirando a los trabajadores rurales negros.

Respecto a Shirley, como un iceberg, hay más debajo del agua que aquello que se muestra. Es lo que hace interesante al personaje. El no llegar a conocer del todo cómo ha llegado a ser como es. Evidentemente hay destellos de humanidad, que desvelan un pasado que ha tratado de ocultar. Nunca sabremos el porqué de su fractura familiar, de su disciplina y distanciamiento. También hay una tortuosa mirada en su existencia, una doble vida que practica en un doble silenciamiento (alcoholismo y homosexualidad potenciados por ser negro). Los de su raza (e incluso cualquier miembro de la clase trabajadora) le acusan de snob y de olvidar sus raíces, mientras que los blancos le tratan con desprecio u superioridad.

Lo que curiosamente ha levantado la polémica respecto a ‘Green book’ es la lectura win-win de los acontecimientos. A pesar de las dificultades que entrañaba vivir en los Estados Unidos de las leyes Jim Crow y también a pesar en nuestra época de posicionamientos radicalizados, bien de políticos de derechas (véase Donald Trump) bien de las reacciones “líquidas” de amplios sectores sociales a favor de la igualdad de los derechos civiles (feminismo, black power), a pesar de todo esto, el Dr. Shirley y Tony Vallelonga aprenden a ser amigos. Y no solo eso, aprenden uno del otro para transformarse como personas. El Dr. Shirley descubre que no siempre se está seguro entre gente de tu propia raza (a través de una escena en la que intentan robarle) y que también puede estar protegido por gente de color blanca. También Vallelonga le abre los ojos a la cultura popular negra (el blues, el jazz) y a descubrir lo positivo de la vida de la clase trabajadora (tanto blanca como negra). Y no solo eso, sino también el hecho de descubrir cosas tan simples como el placer de comer un pollo frito con las manos. Por su parte, Tony Vallelonga aprende a expresarse de forma más correcta, gracias a la cultura del Dr. Shirley, permitiéndole, por primera vez, poder representar sus sentimientos con palabras. También aprende que las barreras sociales, las diferencias entre razas, no existen y que esas aversiones no son más que fruto de manipulaciones políticas, culturales y sociales. Vallelonga se transforma desde su posición inicial poco reflexionada –Tony tira a la basura unos vasos que han usado unos negros en su casa- a un sentimiento de amistad cierto y duradero.

Tony anima a su jefe a que se compre un traje en una tienda del Sur.

‘Green book’ es un film simple sobre dos hombres de diferente raza y cultura que se unen por motivos circunstanciales en un entorno poco apropiado a cada uno de ellos (Dr. Shirley en un Sur racista y Vallelonga en un entorno cultural fuera de su alcance). Un film relatado como una road movie, donde cada personaje aprende del otro para descubrir que finalmente no son tan diferentes. ‘Green book’ es también un film navideño tanto porque parte de su acción sucede en Navidad como en la base de su mensaje positivista. Una película que muestra el mundo en su injusticia pero que, finalmente, es contrario a la respuesta esperada por los actuales movimientos sociales. La solución no está en el enfrentamiento sino, al contrario, en el acercamiento.

GERARDO CREMER

Anuncios
Comments
6 Responses to “CINE: ‘Green book’: Una lectura win-win: todos ganan”
  1. Óscar cine dice:

    Como siempre una reseña interesante con la que está vez,no estoy en absoluto de acuerdo.Es más,”vaya par de idiotas”en lo q es,me parece un film más eficiente y sobre todo,mas sincero que está marca blanca,de dos horas en coche sin un solo bache(años 60,recuerde,jfk,malcolmX,M.L.king…nada convulso el panorama,todo blanco,dulce y para mayorías tal y como narra esta nada-ejem-tendenciosa peli.añadire q la vi el primer fin de semana de estreno x lo q mi opinión no estaba nada contaminada y me pareció grata,amable y de plástico.Que haya ganado el Óscar a mejor guion,me parece directamente un descalabro.Si me van a manipular q lo hagan como spike lee,de forma frontal,brillante y ventajista.green book es cine light,da el pego…pero no sabe a nada.

    • Pues yo, que me he propuesto no ver más películas de negros desde que le robaron el Oscar a ‘La La Land’ con el truño de ‘Moonlight’ (ya no me interesan nada películas como ‘El Blues de Beale Street’ o ‘Viudas’ porque no me identifico en absoluto, aunque mi actor favorito sigue siendo Eddie Murphy), vi en el cine el tráiler de ‘Green book’ y me dije: «esta no me la pierdo». Me parece una peli agilísima, noble y divertidísima. Y sincera: muestra lo cabrones que son tantos blancos también. Pero no seamos racistas en ningún sentido.
      En ‘Green book’ la música es genial, Viggo y Mahershala (¡que aparecía en la sobrevalorada ‘Moonlight’) se salen de la pantalla gracias a su química, la atmósfera del Sur está muy bien pillada (desde las haciendas hasta los moteles) y, aunque también procuro no ver películas actuales que recreen el pasado inmediato (me tragué el truño acartonado de ‘Infiltrados en el KKK’ de Spike Lee, otro que se cree más que los demás), a esta no se le nota el cartón por ninguna parte, y eso que la luz es maravillosa y lo muestra todo.
      Por cierto, nadie habla de una tesis esencial de esta película, para que digan que es blanda: a veces conviene ir armado.

      • Óscar cine dice:

        Viudas y el blues de beale street son dos películas fallidisimas.pero poco tiene q ver la negritud aquí.intuyo q depende más de tener o no un guión de mierda(ya lo decía John Ford).no hagamos esto eterno:a Green book se la ve alarmantemente el carton en el minuto diez(cuando ellos se conocen)y dices uiuiui blanco racista y negro estirado:amigos para siempre.ya la he visto 500 veces.y no.eran mil.
        Pero tb me pasa con el rock y me sigue encantando.discrepemos y continuemos viendo cine …en el cine.

  2. Gerardo Cremer dice:

    Bueno, la verdad que la pelicula me ha creado conflictos conmigo mismo. Me explico:
    – las películas de los Farrelly siempre me han parecido de lo peor de la comedia americana. Sobre todo sus ultimas peliculas que me parecen malisimas. Pero es verdad que Green book la he llevado bien…Me ha gustado…como si estuviera hecha a mi medida, en el momento oportuno de mi vida.
    – Comparto tu opinion, Oscar, de lo tipico del guión. Mejor dicho, de su falta de originalidad. Pero eso es justamente lo que funciona. Hay demasiada opinión revolucionaria y demasiadas extravagancias en el cine actual. Tener un final feliz no es lo que se lleva. O se está con las masas antisistema, bien apoyando movimientos de igualdad social, bien con narrativas complejas y profundas (la favorita, cold war, Roma)… pero apenas se disfruta el clasicismo de antaño…y va Green book” y te lo da.
    – Disfruté de la pelicula en el cine…pero internamente me decia que esto no era una obra maestra…pero mi mujer y mi hijo disfrutaron la pelicula al maximo…y hablé con Cubillo y me di cuenta que tambien la habia disfrutado y…
    – entonces me dije que igual esta pelicula es la que se necesita y que igual me tenia que olvidar de tanta pelicula de “supuesta calidad” y que igual ” Green book” no era tan mala buena pelicula.
    -..y como dice Cubillo, todo es una cuestion ideológica…quizás ya ha llegado el momento de dejar de alabar tanto cine denuncia y revolucionario (vease Moonlight) y disfrutar de mensajes mas simples pero necesarios.
    – Hay que tener presente que los Oscar siguen tendencias pero tambien crean tendencias. Son un buen baremo social…y algo me lleva a pensar que este Oscar a la mejor pelicula es mas que un Oscar del montón.

  3. María dice:

    He visto la película oscarizada “Green book” y me ha encantado. La he disfrutado de principio a fin y especialmente ese final feliz, será porque soy una romántica. No obstante, el tema tampoco te deja indiferente y te vuelves a casa dándole un repaso a tus principios.
    Creo que la peli lo tiene todo, una buena historia, una música maravillosa y una excelente interpretación, en especial la d Vigo Mortensen. Actor q siempre me ha gustado pero q en esta peli hace un papelón, aunque reconozco q verle tan gordo, a veces tan vulgar en sus maneras, me daba cierta grima.
    Sin duda una película muy recomendable.

Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] nivel tuvo el blues marcado ‘Blue Hodge’, dotado de la sensualidad de la película ‘Green Book’ y presentado por el líder, quien informó que lo compuso Gary McFarland para Johnny Hodges y que […]



Responder a Óscar cine Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: